Entradas

Mostrando entradas de agosto 5, 2012

Rebecca, de Daphne du Maurier

Imagen
Si conoces la historia deRebecca, lo más probable es que no sea por la obra de Daphne du Maurier (de 1938), sino por la adaptación cinematográfica de Alfred Hitchcock (de 1940). Y es que el bueno de Alfred llevó a la gran pantalla más de una historia escrita por Daphne. Los pájaros, basado en un relato, y La posada Jamaica son otras películas de Alfred basadas en trabajos de Daphne.
En mi caso, conocí la obra de Daphne du Maurier a través de una de sus novelas fantásticas menos conocida, titulada Perdido en el tiempo. Investigando a partir de ahí, establecí la conexión Hitchcock–Du Maurier y me dije que algún día tenía que leer Rebecca.  Bien, pues ese momento ha llegado...
Rebecca es una novela sencilla de leer, con una prosa que fluye cómodamente en un relato en primera persona hecho por la joven e inocente señorita Danvers (de la que, si no me equivoco, en ningún momento se dice su nombre). Danvers comienza la narración con la ya famosa frase “anoche soñé que volvía a Manderley” y nos…

Rebecca, de Daphne du Maurier

Imagen
Si conoces la historia de Rebecca, lo más probable es que no sea por la obra de Daphne du Maurier (de 1938), sino por la adaptación cinematográfica de Alfred Hitchcock (de 1940). Y es que el bueno de Alfred llevó a la gran pantalla más de una historia escrita por Daphne. Los pájaros, basado en un relato, y La posada Jamaica son otras películas de Alfred basadas en trabajos de Daphne.
En mi caso, conocí la obra de Daphne du Maurier a través de una de sus novelas fantásticas menos conocida, titulada Perdido en el tiempo. Investigando a partir de ahí, establecí la conexión Hitchcock–Du Maurier y me dije que algún día tenía que leer Rebecca.  Bien, pues ese momento ha llegado...
Rebecca es una novela sencilla de leer, con una prosa que fluye cómodamente en un relato en primera persona hecho por la joven e inocente señorita Danvers (de la que, si no me equivoco, en ningún momento se dice su nombre). Danvers comienza la narración con la ya famosa frase “anoche soñé que volvía a Manderley” y no…